La realidad de enfrentar una crisis climática se ha vuelto cada vez más evidente en los últimos años.
Sequías, inundaciones, incendios y pérdidas en la biodiversidad, son sólo algunas de las consecuencias que más están impactando al planeta.
Por ello no nos ha de sorprender que tanto gobiernos como sectores en el ámbito científico y tecnológico unan sus fuerzas para enfrentar esta crisis climática.

Por su lado, el sector científico se encuentra implorando a distintos miembros del público que coman menos carne como una medida de enfrentar esta emergencia climática.
En el estudio publicado en el periódico BioScience, un equipo global de científicos declararon una emergencia climática, detallando en seis áreas de acción que deberían tratarse para ralentizar el impacto del cambio climático. 

Con unas 11 000 firmas de científicos de 153 países, autorizado por especialistas en la Universidad de Sydney, Oregon State University, University of Cape Town y Tufts University.
El equipo se dedicó al análisis de más de 40 años de información que contenían información sobre deforestación, niveles de fertilidad y emisiones de carbono.
Fue así que llegó a la conclusión que hay seis áreas de acciones que los expertos consideran indispensables por realizar.
Entre ellas, comer más plantas y consumir menos productos animales. 

De esta manera, con una dieta vegetariana sin abuso ambiental, se podría reducir significativamente las emisiones de metano y otros gases de efecto invernadero, así como la liberación de terreno usados principalmente para ganado.
Esto no sólo reduciría los gases de efecto invernadero, también reduciría los desperdicios alimenticios o alimentos que no se consumen y terminan en la basura. 

Para los investigadores, los científicos tienen la obligación moral de avisar a la humanidad del riesgo que se está a punto de vivir.
Principalmente desde que la data demuestra que actualmente estamos en una emergencia climática.
Por ello, para evitar graves consecuencias, recomiendan adaptar pequeños cambios que podrían transformar nuestra manera de vivir, comer e inclusive pensar. 

 

También en Pijama Surf: Dejar la carne y los lácteos: la solución más eficaz para regenerar la Tierra (ESTUDIO)

Fuente: Pijama Surf >> lea el artículo original