El cónclave estuvo presidido por el Superintendente del Departamento General de Irrigación, el agrimensor Sergio Marinelli, y asistieron los cinco consejeros, en representación de las distintas cuencas que posee Mendoza.

El contador César Bernués, Presidente de Tribunal Administrativo de Irrigación, comentó que la llegada del organismo de Malargüe obedece a un criterio federalista del tribunal, ya que los encuentros se venían realizando en la sede central del Departamento General de Irrigación.

Las funciones del Honorable Tribunal Administrativo del Departamento General de Irrigación, son sancionar el presupuesto anual de Irrigación, despachar reglamentos, otorgar concesiones para usos de las aguas subterráneas y aprobar la elección de Inspectores de Cauce.

El tribunal es el 'poder legislativo del Departamento General de Irrigación', como se encargan de resaltar quienes lo integran. Además conforman el Honorable Consejo de Apelaciones, dónde revisan las decisiones del Superintendente cuando un afectado presenta recurso de apelación.

Sobre la reunión, el responsable de la Zona de Riego Malargüe, ingeniero Jorge Fernández, destacó la importancia que tiene para su oficina que hayan asistido todos los consejeros de las distintas cuencas de Mendoza.

Fernández adelantó que la Inspección Cañada Colorada a recibido una nueva movilidad, sumando además las gestiones para que la Inspección Cohiueco Norte y El Sosneado cuente con maquinaria pesada, que podría estar arribando en un mes aproximadamente.

 

Fuente: Sitio Andino >> lea el artículo original