El Gobierno formalizó ayer el retiro del embajador argentino en Nicaragua, en medio de la polémica por la denuncia contra el actor Juan Darthés, acusado de violación de una menor durante una gira en ese país, y tras haber retirado, Nicaragua también, a su representante diplomático en la Argentina.

Esta semana, inclusive, la Cancillería local se pronunció en contra de la situación del país que comanda Daniel Ortega y lo manifestó en un comunicado, mediante el cual rechazó “enérgicamente la decisión de la Asamblea Nacional nicaragüense de privar de personería jurídica a nueve organizaciones de la sociedad civil que han defendido la institucionalidad, la libertad y los derechos humanos en Nicaragua”.
Entre esas instituciones figura la ONG que ayudó a la actriz Thelma Fardín en su denuncia contra Darthés.

Además, la Cancillería argentina, a cargo de Jorge Faurie, repudió “los allanamientos y saqueos a las instalaciones de esas organizaciones, así como a las oficinas de los medios de comunicación independientes” y manifestó que “nuestro país se une a la comunidad internacional comprometida con la situación en Nicaragua y reitera el llamamiento a sus autoridades para detener la violencia y solucionar la crisis política a través del diálogo con la participación de todos los sectores de la sociedad”.

Ayer se publicó el decreto que hace regresar al embajador Marcelo Valle Founrouge a Buenos Aires.
El diplomático se hizo algo conocido, justamente a partir de la denuncia de Fardín, ya que al ser consultado sobre el caso, opinó que debía juzgarse en Buenos Aires y no en Managua donde sucedieron los hechos, algo que refutó la abogada de la actriz.
La letrada se mostró “sorprendida” por esas afirmaciones porque consideró que “esa posibilidad no encaja en la denuncia de Thelma”.

Valle Founrouge había sido designado Embajador Extraordinario y Plenipotenciario en Nicaragua en 2013 y, con anterioridad, se había desempeñado como director de Asuntos Regionales de la Cancillería Argentina.

Por su parte, Ortega, mediante un acuerdo presidencial, el lunes decidió regresar a Nicaragua al exjuez electoral José Luis Villavicencio, quien se desempeñaba como embajador en la Argentina desde el 1 de marzo de 2016.

Fuente: Ambito >> lea el artículo original